día del perro sin raza

El Día del Perro Sin Raza

Hoy, 28 de mayo, se celebra el Día del Perro Sin Raza. Un día marcado en el calendario desde hace 5 años gracias a una iniciativa del diario 20Minutos y que caló hondo en asociaciones animalistas, medios de comunicación y amantes de los perros.

¿Por qué el Día del Perro Sin Raza?

Con la celebración de este día se quiere dar visibilidad y valor a los perros mestizos, aquellos cuya sociedad los desvaloriza por no ser de una raza concreta.

Sabemos que los seres humanos tenemos un curioso concepto de la belleza y que también somos bastante materialistas y superficiales. Queremos tener la mejor casa, el mejor coche… y el mejor perro. Sí, por desgracia, también ponemos en valor la raza del perro, tratándolo como si fuera un objeto más o menos bonito.

día del perro sin raza

La verdad es que cualquier perro que nos acompaña fue en su día un perro sin raza, un perro con mezclas de diferentes razas conservadas a lo largo del tiempo debido a su finalidad: bien por sus características temperamentales o bien por sus características físicas, el humano ha ido creando hasta más de 800 razas (más de la mitad reconocidas de forma oficial).

** REPORTE GRATUITO: Las 7 Claves Para Educar a un Cachorro con Éxito. Haz Click Aquí y Descarga AHORA

Los perros sin raza se convierten así en perros únicos, perros a los que sus adoptantes con orgullo responden “es chucho” cuando le preguntan por la raza de su perro.

Pero hay una verdad que duele y por la que se ha consolidado el Día del Perro Sin Raza y es su invisibilidad. La mayor parte de las perreras, protectoras animales y santuarios albergan en sus centros perros sin raza, perros que nadie quiere porque no son de raza y eso es muy injusto.

Por eso, es importante conocer el manifiesto del perro sin raza y darles visibilidad:

  1. Soy un perro sin raza. Cuando la gente pregunta a mi amo por la calle de qué raza soy, le gusta responder con orgullo que soy mestizo, un mil-leches o un mil-sangres, sencillamente, un perro… su perro.
  2. Soy un perro sin raza, así­ que soy un perro exclusivo. Todo perro sin raza es siempre original, único. No hay dos iguales.
  3. Soy un perro sin raza. Un perro con dos orejas, dos ojos, una nariz, un rabo, cuatro patas y muchos dientes. Un perro como todos.
  4. Soy un perro sin raza. A mi familia de humanos les da igual si soy el perro más guapo del mundo o el más feo.
  5. Soy un perro sin raza, así que tengo muchas más posibilidades de pisar el veterinario solo para ponerme las vacunas. No es ninguna leyenda urbana que los perros mestizos somos más sanos.
  6. Soy un perro sin raza y mi carácter es fruto de la selección genética natural, el sistema más sabio. Es el que usáis los humanos.
  7. Soy un perro sin raza, como muchos otros perros que han sido adoptados en una protectora, que fueron encontrados o regalados.
  8. Soy un perro sin raza, pero no soy un perro que salga gratis. Todos los perros costamos dinero en comida, vacunas, residencias caninas, peluquerí­as… eso sin contar que nos podemos poner enfermos y necesitar un caro tratamiento.
  9. Soy un perro sin raza, aunque los perros de raza son, en el fondo, perros mestizos fotocopiados.
  10. Soy un perro sin raza, es decir, soy un perro tan bueno como cualquier otro.

Solo dándoles una oportunidad daremos más visibilidad a los perros sin raza. ¿Cómo puedes adoptar un perro mestizo?

Visita los centros de adopción animal en tu ciudad o portales de adopción con una base de datos enorme de perros esperando una oportunidad como Adopta tu perro y dales una oportunidad.

Si ya tienes un perro sin raza, hazlo visible con el hastag #diadelperrosinraza

Sandra Ferrer. Creadora del Programa de Educación Canino “Cómo Educar a un Cachorro”

¡Comparte!
  • 44
  •  
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    45
    Shares

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.