Cómo saber si tu cachorro tiene fiebre


cachorro con fiebreAl igual que sucede con los seres humanos, cuando un perro tiene fiebre es síntoma de que algo no anda bien, normalmente se deriva de una infección que debe tratarse con el menor tiempo posible. El cuerpo aumenta la temperatura corporal para combatir los agentes infecciosos.

Para empezar debes saber que la temperatura corporal de un perro es muy diferente a la nuestra y que ésta varía según la edad del perro y el momento en el que se encuentre. Los cachorros recién nacidos tienen una temperatura de 34.4ºC a 36.1ºC. Esta temperatura va aumentado hasta que cumplen un mes, cuando la temperatura llega a 37.7ºC y seguirá aumentando hasta alcanzar la temperatura normal de un perro adulto, que se estabiliza entre los 38,5 grados y 38,8 grados centígrados.

** REPORTE GRATUITO: Las 7 Claves Para Educar a tu Cachorro con Éxito. Haz Click Aquí y Descarga AHORA

Pero, ¿cómo puedes saber si tu cachorro tiene fiebre? Aunque hay algunos síntomas que pueden llevar a intuir que tu cachorro tiene fiebre, como pasa con los seres humanos, la confirmación total es mediante la medición rectal mediante un termómetro. Esta medición siempre es aconsejable que la haga un facultativo, puesto que éste tiene el termómetro adecuado para no fallar en el resultado de la medición, es decir, que si usamos el termómetro que tenemos en casa, la medición no será fiable, además que puedes lesionar el recto de tu cachorro si no lo haces de forma correcta. De todas formas, si las dudas te surgen cuando te es imposible llevar el cachorro al veterinario, debes saber utilizar el termómetro de forma correcta: humedece con vaselina o lubricante la punta del termómetro, introdúcela dos centímetros como mucho en el recto de tu cachorro y espera 3 minutos para ver el resultado. Si la temperatura está por encima de los valores que te he comentado, tu cachorro tiene fiebre.

Te preguntarás, entonces: ¿cómo sé cuándo debo llevar a mi cachorro al veterinario? Estas son mis recomendaciones:

  • Cuando has podido medir la temperatura con el termómetro casero y has verificado que la temperatura está por encima de los valores normales (recuerda que los valores no son fiables con termómetros comunes)
  • Cuando observes que la nariz está más caliente de lo normal y más seca (aunque no en todos los casos) y hay secreción nasal.
  • Cuando la nariz caliente esté acompañada de un comportamiento de inapetencia, letargo o estado depresivo, vamos, que el cachorro no tiene ganas de jugar, lo ves triste.
  • Apenas tiene ganas de comer.
  • En temperaturas más altas y que necesitan de urgencia veterinaria, se observan temblores, vómitos y hasta diarreas.

De una forma u otra, cuando aparece fiebre en el cachorro, ésta puede tener varios orígenes:

  • Una infección bacteriana o viral debida a parásitos, enfermedad infecciosa, etc.
  • Una respuesta del cuerpo ante las vacunas veterinarias, no te debe alarmar, ya que es una reacción normal.
  • Un golpe de calor por mantener el perro encerrado en el coche o en una habitación al sol sin ventilación.
  • Una intoxicación por tóxicos o por ingerir alimentos que no puede metabolizar (si ha ingerido jugando algún elemento químico, o bien, algún alimento que le haya suministrado alguien de la familia: cebolla, ajo, nueces de macadamia, aguacate, chocolate, etc.)
  • Un desequilibro en el sistema autoinmune.

De una forma u otra, la fiebre debe ser tratada siempre para evitar que la temperatura suba demasiado y pueda causar lesiones cerebrales o incluso la muerte. Como siempre, una visita a tiempo al veterinario puede evitar males mayores y un sufrimiento innecesario en el cachorro, sin embargo, si te encontraras en la imposibilidad de poder llevarlo, debes procurar que tu cachorro esté hidratado (si no quiere beber, ayúdale tú dándole con un cuchara pequeños sorbos de agua), con una toalla húmeda con agua fresca cúbrelo desde la cabeza hasta la cola durante unos minutos para estabilizar la temperatura, mantenlo en un sitio a la sombra y fresco, e incluso, puedes bañarlo durante unos minutos en agua fría, como nos hacían nuestras madres y abuelas cuando éramos pequeños.

Sandra Ferrer. Creadora del Programa de Educación Canino “Cómo Educar a un Cachorro”
 

 

2 comentarios

  1. ESTELA dice:

    mi veterinario usa un termómetro común. de los que hay en todas las casas

    • Sandra Ferrer dice:

      Estela, hay diferentes tipos de termómetros, y el veterinario solo puede ser exclusivamente rectal. No en todas las casas tienen este tipo de termómetro. Un saludo!

Deja un comentario