Diferencias entre el Labrador Retriever y el Golden Retriever

Las diferencias entre un Labrador y un Golden Retriever, son mínimas y frecuentemente confundidas ya sea por su tamaño, actitud o fisionomía.

Sin embargo, la verdad es que, si se miran de cerca, se pueden encontrar las geniales características que los hace diferentes entre sí y que los hacen increíbles a su manera. 

Origen del perro Labrador y Golden Retriever

Clasificados con el mismo “Retriever”, estas razas tienen historias similares, teniendo como principal punto común: el hecho de que ambos surgieron de Reino Unido.

Ambos perros se crearon con el objetivo de encontrar el mejor perro cazador y cobrador de aves. De ahí, el retriever – cobrador.

Historia del Golden Retriever

diferencias entre labrador y golden retriever

La vida del Golden Retriever nace en el siglo XIX con el sueño, o casi obsesión, de los aristócratas europeos.

Estos aristócratas tenían una gran afición por la caza pero se veían abrumados por no poder recoger siempre todas sus presas.

Ellos estaban inconformes con los perros recolectores de los cuales disponían en ese entonces, Pointer y Setter, según algunos registros. 

Por lo tanto, decidieron crear un perro versátil y proactivo que pudiera con facilidad introducirse en cualquier tipo de terreno y rescatar a las presas.

Este movimiento se inició en Escocia.

Durante un tiempo se hicieron muchos cruces clandestinos de perros en busca del ejemplar ideal.

Sin embargo, el resultado no llegaría tan fácilmente.

No fue sino hasta 1860, que Lord Tweedmouth, tomaría las riendas en este objetivo. Por más de dos décadas, se dedicó a la cruza registrada y estudiada de perros, hasta que lo consiguió.

En el año 1865, Lord Tweedmouth, adquirió al perro que daría el verdadero inicio a la creación del Golden Retriever que conocemos hoy en día.

Este perro de nombre “Nous”, era un Wavy Coated Retriever, un perro cobrador común color amarillo que más tarde fue juntando con “Belle”, una Tweed Water Spaniel, cobradora también.

La cruza de estos dos perros, cuyas razas actualmente están extintas, sería el pilar para la creación del perro ideal que tanto se buscaba. 

Estos perros estaban naturalmente dotados con instintos de señalar la caza y recuperarla y, lo más importante, podían hacerlo en cualquier tipo de terreno.

Basándose en su primera camada, Lord Tweedmouth, realizó muchos cruces de perros durante dos largas décadas.

Incluyó diversas razas y el toque de Setter Irlandés dio un gran avance a todo el asunto.

Finalmente, en 1889, nació el primer Golden Retriever, aunque en ese momento aún no tenía nombre.

Historia del Labrador Retriever

diferencias entre labrador y golden retriever

El primer ejemplar con el que iniciaron los cruces para obtener a una raza recolectora de calidad y versátil, vino de Canadá, específicamente de la Isla de Terranova.

Era conocido como “Perro de Aguas de San Juan”. Este se dividía en dos “subespecies”, denominados Terranova menor y Terranova mayor. 

Estos perros eran caracterizados por su linaje trabajador y por la forma singular de sus patas, ya que se asemejaban un poco a los dedos de las ranas.

Tenían una membrana que unía ligeramente sus dedos, lo cual hacía que este perro fuese un buen nadador.

Fue en el siglo XIX, cuando estos perros de agua llegaron en barco a Inglaterra.

Luego, fueron reconocidos por su habilidad de caza y recogida de aves.

Fue entonces, cuando unos criaderos de la zona empezaron a reproducirlos al mismo tiempo, en Canadá.

Fue una familia aristócrata de Inglaterra, en los alrededores de 1825, quienes se dedicarían al cruce de razas para llegar al perro perfecto de recolección de aves.

Tras muchos intentos, finalmente lo lograron y el perro ideal nació.

Este acontecimiento fue acotado por el club inglés Kennel, quienes reconocieron en 1903 la raza del Labrador Retriever.

Apariencia del perro Labrador y Golden

Estos perros son con frecuencia confundidos.

Aunque ambos tienen diversas características que los diferencian, también tienen algunas que los hacen constantemente difíciles de reconocer, desde el color de su pelaje hasta sus gestos amigables y dulces. 

Físico del Golden Retriever

A primera vista tenemos a un perro grande, con frondoso y largo pelo y de un atractivo color amarillo que inspira mucha confianza.

Este perro, es generalmente caracterizado por ser muy amigable.

golden retriever
  • Cabeza:

Lo más resaltante es la buena proporción de su cabeza.

Tiene ojos redondeados medianos, bastante separados entre sí.

Su nariz es mediana y oscura, teniendo como característica extra un borde oscuro en el parpado.

  • Orejas:

Las orejas del Golden son de tamaño mediano, con una figura muy similar a la de un triangulo.

Estas inician a la altura de los ojos y cuelgan a los lados de sus mejillas.

  • Mordida:

La mordida de este perro es muy similar a la del perro Labrador, ya que tiene una perfecta forma de tijera y una fuerte mandíbula.

  • Cuello:

En el cuello de este perro se acumula mucho pelo, por lo que tiene un aspecto muy amplio, siendo posible percibirlo todo como un pecho.

El verdadero pecho es profundo, al igual que sus costillas y es bastante arqueado. 

  • Lomo:

El lomo no es muy largo, sin embargo, es bastante fuerte con una buena musculatura.

Al iniciar la cola y terminar la espalda, se nota una cola larga que es bastante gruesa en su base.

  • Extremidades delanteras y traseras:

Las extremidades, tanto delanteras como traseras, son bastante fuertes.

Las patas frontales tienen un buen tamaño y se apegan bastante al cuerpo, posicionándose por debajo del mismo.

Las patas posteriores tienen mucha musculatura.

Al final de las extremidades encontramos sus dedos, compactados de forma redonda, correspondiendo a la etiqueta de “pie de gato”.

  • Pelaje:

El pelo comprende el color amarillo y sus variaciones.

Este normalmente no es del todo unicolor, ya que posee ciertos degradados.

Es largo, rizado y con flecos; y bastante suave al tacto, al igual que el del Labrador, tiene una segunda capa de pelo que es impermeable.

  • Tamaño:

El tamaño adecuado de estos perros, según la ACK (American Kennel Club, el registro de pedigrí puro en Estados Unidos), es de 56-61cm los machos, y 51-56 las hembras.

Físico del Labrador Retriever

A primera vista, se percibe un perro fuerte y medianamente grande, incluso, puede ser denominado “gordo”.

Tiene una cabeza extensa, pecho y costillas caracterizadas por su ancho y fuerza.

Su pelaje es abundante, pero corto.

labrador retriever
  • Cabeza:

Lo primero que notaremos al mirar a uno de estos ejemplares será su cabeza.

Tiene una nariz ancha y un hocico potente pero no alargado.

Tienen ojos medianos redondos, sus orejas cuelgan pero no son largas y tampoco gruesas. 

  • Mordida:

Tiene una mordida de estilo tijera, más unos maxilares y mandíbulas poderosas, con unos dientes perfectamente encajados.

  • Cuello, lomo y cola: 

Tiene un cuello frondoso y amplio que abre paso al pecho, el cual es igualmente de poderoso, profundo y ancho.

Su espalda es nivelada, con un lomo no muy largo, pero sí grande.

Este finaliza en la cola, siguiendo con el aspecto del lomo. La cola inicia con una apariencia gruesa y se afina al llegar a la punta.

  • Patas

Sus patas, tanto delanteras como traseras, tienen un aspecto fuerte.

Las delanteras son rectas después de los codos y las traseras descienden bien después del corvejón.

Las extremidades terminan en sus dedos y almohadillas, estas son grandes y entre sus dedos tiene una pequeña membrana.

  • Pelaje:

Su pelaje es frondoso y le da un aspecto algo redondo, aún así, este es corto y pegado a la piel.

Este manto no posee flecos ni ondulaciones; al tocarlo se siente un poco duro.

Una característica muy importante de esta raza de perros es que tienen un subpelo que funciona como capa impermeable, debido a que es resistente al agua. 

El pelo comprende colores, como: amarillo (y variaciones), negro y chocolate.

El perro debe ser totalmente unicolor pero se hacen excepciones por pequeñas manchas blancas en el pecho.

  • Tamaño:

Con respecto a su tamaño, son considerados perros medianos, teniendo en su altura a punto de cruz entre 56-67cm los machos, y 54-56 las hembras.

Temperamento del Golden Retriever

Ciertamente, ambos perros son muy amables, agradables, colaboradores y juguetones.

La característica más resaltante de esta raza es una increíble gentileza. De hecho, por este aspecto, ha ganado popularidad.

Es un perro paciente, juguetón y muy inteligente.

Es considerado el cuarto tipo de perro más inteligente, lo que lo hace fácil de educar y adiestrar.

Por su buena actitud, es usado contantemente como perro de terapias, compañía o trabajo. 

Otro aspecto importante respecto a estos amigos peludos, es que su proceso de maduración es más lento que el promedio, así que quien sea adoptante de una de estas razas, tendrá una mascota muy activa y juguetona durante mucho tiempo.

Durante 3 años aproximadamente.

Este perro es ideal para familias con niños pequeños y para generar vínculos.

No es adecuado como perro guardián, debido a que no forma parte de su naturaleza.

Temperamento del Labrador Retriever

Al igual que el Golden, el Labrador tiene una personalidad muy agradable y animada.

El Labrador se caracteriza por su actitud sociable e inteligente.

Esta raza ocupa el séptimo lugar como el perro más inteligente. Son leales, trabajadores y muy dóciles con su familia y otras personas.  

Compartiendo características con el Golden retriever, el Labrador también tarda en madurar más que las otras razas de perros.

Su amor a los juegos, increíble energía y, en especial, su atracción al agua, le hará tener un buen par de años divertidos a su adoptante. 

Por otro lado, tienen un hambre voraz, por lo que el adoptante deberá tener precaución para que el perro no intente comer objetos. 

Estos perros, por su carácter sociable, son usados frecuentemente para labores de terapia y, debido a su increíble olfato, han cumplido papeles importantes en la policía y hasta en el ejército. 

Salud del perro Labrador y Golden

No todo puede ser perfecto, y estos perros de corazón noble no son la excepción.

Las dos razas de perros tienen enfermedades a las que son propensas y sumado a eso, tienen una lista de enfermedades genéticas comunes. 

  • Salud del Golden Retriever:

Esta raza tiene un buen promedio de vida. Llegan a superar los 10 años y tienen como media de longevidad, 12 años.

A pesar de ser un perro tan activo, sufre trastornos genéticos y diversas enfermedades, así que, a la hora de adoptar uno, es recomendable pedir pruebas de salud de los padres del perro.

Esto podría alargar considerablemente su tiempo de vida.

Entre sus enfermedades, destacan:

  • Obesidad.
  • Enfermedades en el corazón.
  • Cáncer.
  • Tumores.
  • Hemofilia.
  • Displasia de cadera.
  • Cataratas.
  • Infecciones en los ojos.
  • Luxación de rotula.

Salud del Labrador Retriever

Su promedio de vida también supera los 10 años.

Su buena condición física lo aparta de muchas enfermedades pero, en cuanto llega a la vejez, podría decaer y empezar a padecer múltiples enfermedades.

Esto es consecuencia de la reproducción selectiva a la cual se sometió esta raza durante muchos años.

Entre las enfermedades, se encuentran:

  • Displasia de cadera y codo.
  • Obesidad.
  • Problemas articulares (posiblemente producto del sobrepeso).
  • Cáncer.
  • Displasia de retina y otras enfermedades oculares.
  • Miopatía de la cola.
  • Rotura de ligamento interior.

En ambos perros se recomienda tener un estricto control de visitas al veterinario.

Lo normal es que sea cada seis meses. De esa forma se puede alargar el estilo de vida saludable del perro. 

Es responsabilidad del adoptante hacer esto, ya que más allá de ser algo que pueda parecer rutina, es muy importante para mantener la buena vida del perro: cuidar de su salud y ofrecerle una vejez digna. 

Conclusión

Como todos los perros, estas hermosas razas necesitan tener una buena alimentación que le aporte los nutrientes que necesitan para su crecimiento y salud.

También es importante cuidar de su higiene y ofrecerles una variada cantidad de actividades físicas como salir a caminar, correr y jugar. 

Por supuesto, no debe nunca faltar cariño y amor por parte de toda la familia, ellos se lo merecen.

Y devuelven el amor que reciben, de mayor manera.  

Sandra Ferrer. Creadora del Programa de Educación Canino “Cómo Educar a un Cachorro”

1 Comment

  • Cuando me contrastan para realizar fotos a familias o a mascotas veo que es muy común tener estas razas, sobre todo en familias con niños pequeños. Me encanta poder aprender un poco más de los animales a los que fotografío, muchas gracias por compartir esta información tan interesante!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.