Hay muchos propietarios desesperados por no saber qué dar ya a su perro. Los perros con estómagos delicados sufren muchísimo con la ingesta de alimento con consecuencias para su salud: vómitos, gases, heces malolientes y/o blandas, sarpullido por todo el cuerpo, alergias, etc . Las visitas al veterinario son continuas y parece no haber solución. ¿Qué hacer?

perro con estómago delicado

@june_the_sausagedog

Si tu perro tiene el estómago delicado debes ser muy estricto con una serie de pautas que te voy a enumerar, sin embargo, ten en cuenta siempre seguir las instrucciones del veterinario, que es quien mejor conoce a tu perro:

** REPORTE GRATUITO: Las 7 Claves Para Educar a un Cachorro con Éxito. Haz Click Aquí y Descarga AHORA

  • Cuida su alimentación. No le des cualquier cosa a tu perro y no hagas experimentos. Aunque no lo parezca, los perros tienen el estómago de por sí delicado, solo que hay perros que lo son mucho más y su vida se vuelve una auténtica pesadilla. Por eso, lo último que debes hacer es cambiarle la dieta de forma continua. Descartando absolutamente las sobras, tampoco apuestes por la comida que puedas hacerle tú en casa, porque tu perro podría sufrir anemia ante la falta de ciertos nutrientes. Apuesta por piensos para perros de calidad, libres de conservantes y colorantes artificiales así como libres de cereales. Los cereales con glúten son los máximos responsables de la mala digestibilidad de los alimentos, por tanto, lee bien la etiqueta de los envases. Si aún así, un pienso natural de calidad sigue siendo poco digestible por parte de tu perro, consulta con tu veterinario la posibilidad de alimentarle con una dieta de piensos veterinaria. Son piensos preparados minuciosa y exclusivamente para perros de estómagos sensibles.
  • Sé estrict@ con los cambios de comida. Jamás cambies un tipo de comida por otro de forma brusca. Es decir, si hasta ahora le has estado dando una marca X y la quieres cambiar por una marca Y, no lo hagas de un día para otro. Hazlo de forma gradual mezclando ambas comidas siguiendo un patrón claro: 80% comida vieja por 20% nueva, la segunda vez, 60% comida vieja por 40% comida nueva, la tercera vez 40% comida vieja por 60% comida nueva, la cuarta vez, 20% vieja y 80% nueva y finalmente ya le podrás dar toda la comida nueva de golpe. Haciéndolo así respetarás su estómago y evitarás que tenga de nuevo episodios de malestar, vómitos, etc.
  • Raciona la comida. Cuando un perro llega a la etapa adulta el veterinario suele aconsejar que se le alimente una vez al día, sin embargo, si tu perro tiene el estómago delicado es mejor que le raciones su toma diaria en dos. De esta forma sus digestiones no serán pesadas, evitando los atracones.
  • Agua fresca y limpia todo el día. Esto es más importante de lo que parece, ya que un agua que no se cambia diariamente es un foco de infecciones. Primero, porque está estancada, y segundo, porque siempre suele haber restos de comida que han caído de las barbas del perro.
  • Evita el picoteo. Sí, sabemos lo que les gusta el picoteo a los perros. Pero en perros con estómagos delicados hay que estar siempre alerta ante cualquier persona que quiera darle algo de comer a tu perro, porque un trozo de alimento que no tiene importancia para otro perro, puede suponer un calvario para el tuyo.

Estas pautas pueden ayudarte a que tu perro lleve mejor el poder comer sin miedo a que le siente mal todo lo que se lleva a la boca, y recuerda siempre, siempre, mantener informado a tu veterinario de todo cuanto le des o le quieras dar a tu peludo.

Sandra Ferrer. Creadora del Programa de Educación Canino “Cómo Educar a un Cachorro”