Verrugas en perros: cuándo preocuparse

Aunque no lo parezca, es muy normal que un perro tenga verrugas en algunas partes de su cuerpo, sobre todo en partes de su cara, que es uno de los lugares más visibles.

Los adoptantes de un perro, al ver que su mascota tiene una verruga, el primer pensamiento de muchos es eliminarlas, pero habitualmente se caen solas.

Las verrugas no son un problema, sin embargo, es importante tratarlas correctamente siguiendo las indicaciones del veterinario de confianza, debido a que, el primer paso es reconocer sus causas para determinar el diagnóstico y tratamiento ideal para el perro. 

¿Qué son las verrugas?

El virus del papiloma canino es casi siempre el responsable de la aparición de verrugas en los perros, también llamadas papilomas.

Las verrugas crecen en la piel, son superficiales, pero son tumores benignos la gran mayoría de las veces. 

Para entender mejor lo que es una verruga, es un grupo de células anormales que crecen en los perros que tienen su sistema inmunitario más débil y en perros más viejos.

En los perros más ancianos, estas se van desarrollando con el pasar de los años.

En ese sentido, los perros que tienen su sistema inmunológico en buen estado, no deberían desarrollar la papilomatosis.

¿En qué parte del cuerpo del perro salen las verrugas?

Habitualmente las verrugas son muy pequeñas y no duelen, puesto a que siempre salen en lugares como, alrededor de sus ojos, en la boca y en el hocico.

También, en la zona de sus  genitales, en sus orejas y hasta en la lengua.

Cuando son perros pequeños, lo más común es que salgan también en el abdomen. 

¿Por qué los perros tienen verrugas?

Es importante conocer que dichas verrugas son contagiosas entre perros pero no a humanos, por lo tanto, si el perro tiene, debe mantenerse alejado de otros perros.

Esta sin duda, es una de las maneras más habituales de contagiarse.

Por otra parte, no importa la raza, tamaño o si es macho o hembra, cualquier perro podría presentar verrugas.

Esto ocurre debido a que, todos han sido alguna vez expuestos a ese virus y eso los hace más propensos a tenerlo. 

Cuando los perros son cachorros, tienen el sistema inmunitario inmaduro y esto ayuda a que se vean afectados por las verrugas virales, además, pueden verse afectados con frecuencia. 

¿Cómo se contagia el virus del papiloma canino entre los perros?

Para que ocurra el contagio entre perros, deben tener contacto con su saliva, ser mordidos, o comer las heces de un perro con el virus del papiloma canino.

También, otra manera de contagio, puede ser a través de la picadura de algún mosquito que lleve el virus de un perro contagiado a otro.

Cuando son tumores, no se contagian. 

El contagio solamente es entre otros perros, nunca un perro podrá contagiar a un humanos de ese virus.

Tampoco se contagia entre otros animales.

Por lo tanto, si tu perro tiene verrugas ocasionadas por el virus y tienes gatos u otras mascotas no hay de qué preocuparse, pero si tienes otro perro, lo mejor es mantenerlos alejados para evitar o prevenir al máximo el contagio. 

Si el perro está enfermo con alguna enfermedad crónica serán más propensos a la presencia de verrugas. 

Las verrugas y su diagnóstico

Las verrugas no son malas, sin embargo, si aparecen en algún lugar que puede incomodar al perro lo mejor es eliminarlas.

Si tu perro tiene verrugas y se encuentran en alguna zona en la cual se rasca con frecuencia, podrían sangrar y en ese caso es mejor quitarlas. 

Es importante reconocer que una verruga crece hasta cierto punto, es decir, que no crecen todo el tiempo.

Si se observa un crecimiento inusual en alguna verruga lo más recomendable es visitar al médico veterinario.

Ciertamente, el veterinario será el único profesional capacitado para emitir el diagnóstico de las verrugas que un perro tenga.

Únicamente el experto podrá determinar si son benignas o no. 

Aunque no es muy común, hay casos donde las verrugas pueden convertirse en alguna lesión cancerosa en la piel del perro.

Esta lesión se llama carcinoma de células escamosa.

¿Cuáles son los tipos de verrugas que pueden tener un perro?

Como he comentado, las más comunes son las verrugas causadas por el virus del papiloma canino.

Para reconocer las verrugas ocasionadas por este virus es necesario ver su forma y color.

La verruga tendrá forma de coliflor y serán de color rosado carnoso. 

Luego, con el tiempo paran de crecer, cambian de color, se tornan grises y se caen solas.

Esto es la mayoría de las veces.

Estas  verrugas afectan más a los perros que no superan los 2 años de edad y los perros más adultos, por su vejez. 

Algunas consecuencias de la presencia del virus del papiloma en los perros 

  • Los perros que tienen verrugas por el virus del papiloma, puede que se conviertan en un tumor.
  • Cuando los perros son ancianos, al tener sus defensas bajas, pueden tener algunas enfermedades, entonces, una vez que el virus ingresa a su cuerpo, se activa. 
  • Cuando las verrugas están muy a la vista y por algún motivo se lastiman, podría provocarse alguna infección. 

Es por ello que ante la presencia de alguna verruga o simplemente que el perro tenga avanzada edad, lo mejor es ir al veterinario para tratarlo adecuadamente.

El veterinario indicará cada paso a seguir y cómo se debe actuar ante cada caso. 

verrugas en perros

Tumores que parecen verrugas 

Es importante saber que los perros pueden tener algunos tumores que se parecen a las verrugas. 

Células escamosas

Estas verrugas llamadas carcinomas de células escamosas son diferentes a las antes mencionadas.

Son de color negro y pueden llegar hasta algunos órganos vitales del perro. 

Por otro lado, son verrugas que están en constante crecimiento y están inflamadas, por eso es más fácil su diagnóstico. Además, son malignas. 

Normalmente se vincula a este tumor con la exposición a la luz del sol y lo más que común es que aparezcan en el abdomen del perro. 

Tumores que son venéreos

Son tumores que crecen en los genitales o en las patas de los perros.

Ambos, son los lugares más comunes. Lo más frecuente es que ese tumor se localice en la vagina o en el pene de los perros.

Su contagio es muy fácil con el apareamiento, pero también por algún lamido o mordisco de otro perro que esté contagiado. 

Adenomas sebáceos (no viral)

Estos bultos, parecidos a las verrugas, son provocados porque las glándulas sebáceas no funcionan bien.

Habitualmente, los adenomas sebáceos crecen en los parpados o en las patas, sobre todo en perros en edad adulta. 

Además, estos bultos pueden ocasionar algunas molestias en los ojos y pueden ser malignos, en algunos casos. 

¿Las vacunas y las verrugas?

Aunque parece que no tienen relación las vacunas y las verrugas en los perros, se han relacionado a las vacunas como algunas de las causantes de la papilomatosis, que son las verrugas de origen viral en los perros.

En ese sentido, se recomienda aplicar las vacunas correspondientes, pero no abusar.

A veces cuando el perro tiene verrugas, quiere decir que lo han vacunado en exceso o que tiene alguna reacción a las vacunas, es decir, alguna reacción negativa.

Sólo el veterinario puede indicar la verdadera razón de la aparición de las vacunas en los perros. 

¿Cómo se deben tratar las verrugas en un perro?

El primer paso ante la presencia de una verruga es evitar la automedicación, y evitar hacer un diagnóstico en casa.

Quizás parece muy sencillo reconocer una verruga viral de una que no lo sea, pero lo mejor para la salud del perro y tranquilidad del adoptante, es llevarlo a su veterinario. 

Aunque lo mejor es llevar al perro a consulta con el experto, hay algunos cuidados que se pueden aplicar.

Por ejemplo, si la verruga sangra debido al contacto que el mismo perro hace, se debe evitar que siga lastimándose.

Para ello, se puede tapar la zona donde se encuentra la verruga.

El sistema inmune del perro hará que las verrugas desaparezcan solas, pero si no ocurre así, quizás será necesario eliminarlas con cirugía. 

Importante: Nunca recurras a ningún tratamiento casero para eliminar una verruga de un perro. Para estos casos, se debe acudir al médico para una cirugía, en caso de que sea realmente algo necesario. 

Cuando son verrugas virales se debe ayudar a que el sistema inmunitario del perro recobra fuerzas con una buena alimentación y sin estrés. 

Observación de las verrugas y control con el veterinario

Es muy importante que el adoptante del perro, al notar la presencia de la verruga, comience con una observación constante.

Esto en caso de que no pueda llevarlo al veterinario de una vez.

Con el fin de llevar un registro de la verruga, se debe evaluar su crecimiento, color y si hay presencia de algún otro síntoma, pero es importante agendar la visita con el médico pronto. 

En Internet existen muchas sugerencias para eliminar las verrugas de un perro, pero jamás se deben seguir esos consejos.

Las verrugas normalmente no son graves, pero es mejor prevenir con el especialista. 

Maneras de eliminar o tratar  las verrugas en los perros

  • Una vez que el perro es llevado al veterinario, podría ser sólo una verruga que cae sola. En estos casos, el médico indicará los cuidados necesarios.
  • Podrían tratarse con cauterización. 
  • Es muy importante fortalecer el sistema inmunológico del perro con una buena alimentación.
  • Se puede usar la cirugía, esto dependiendo del tamaño y el tipo de verruga que el perro tenga. 
  • También hay un tratamiento con láser, aunque no es una técnica muy empleada. Sobre todo se utiliza el láser cuando la verruga está ubicada en un lugar difícil y que sea muy grande. 
  • Cuando las verrugas se infectan, podrían utilizarse antibióticos. 

Nota importante:

  • El perro debe tener una alimentación balanceada.
  • Estar desparasitado.
  • Tener sus vacunas al día. 

¿Se pueden quemar las verrugas en perros?

Este método de quemar las verrugas jamás debe ser utilizado para eliminar las verrugas de un perro.

Cualquier intento, podría hacer que sea peor para la salud de su mascota.

Únicamente el médico veterinario es el único que puede tratar las verrugas que su perro tenga.

Recuerda que en la mayoría de los casos desaparecen solas en pocas semanas, sin ningún tipo de cirugía.

¿Cómo saber si el perro tiene verrugas por virus? Algunos síntomas

Si el perro tiene verrugas que son causadas por el papiloma, podría presentar algunos síntomas extras a la presencia de la verruga en alguna parte de su cuerpo.

Si el perro tiene alguno de estos síntomas, y también tiene una o varias verrugas debe ser tratado por un veterinario. 

Algunos de esos síntomas, son:

  • Mal aliento.
  • Poco apetito.
  • Mucha saliva.
  • Sangrado en la boca.
  • Depresión.
  • Molestia al comer, como si tuviera algo en su boca que le impide comer correctamente.
  • Presencia de anemia.

¿Cómo detectar que una verruga es grave para un perro?

Cuando la presencia de papilomatosis oral o verrugas en la boca es grave, el perro tendrá muchas dificultades para comer o beber, debido a que presentará dolor.

Esto normalmente ocurre en perros menores a dos años. 

Cuando es así, lo más común es que el veterinario recete la aplicación de antibióticos tópicos y/o otros medicamentos, con el fin de aliviar el dolor. 

Pero cuando son en la piel, mientras el perro esté bien y pueda seguir su vida normal, no hace falta retirar las verrugas.

Conclusión general

Cuando el perro tiene verrugas que son benignas, en la mayoría de los casos, será sólo cuestión de esperar.

Para acelerar todo el proceso, el veterinario podrá hacerlo. Al seguir sus indicaciones no tendrán que esperar semanas, sino días. 

Por otro lado, se debe siempre observar al perro y revisarlo bien para detectar que alguna verruga aparezca de repente y poder tratarla de inmediato.

Recuerda que las verrugas pueden aparecer en cualquier momento, sin importar la edad del perro. 

No obstante, ante las dudas, siempre es mejor acudir al experto y así evitar consecuencias negativas que se podían prevenir a tiempo.

Lo importante es evitar en todo momento, poner en riesgo la salud de su perro. 

Sandra Ferrer. Creadora del Programa de Educación Canino “Cómo Educar a un Cachorro”

1 Comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.