arrancar una garrapata

Cómo arrancar una garrapata sin peligro

Arrancar una garrapata de la piel de nuestro perro no es algo que podamos hacer al libre albedrío. Porque si lo hacemos mal podemos provocar problemas de abscesos e infecciones.

Cómo arrancar una garrapata

Jamás debemos arrancar una garrapata del tirón. Si hacemos esto podemos separar el cuerpo de la cabeza, quedándose ésta en el interior de la piel del perro con las consecuencias que esto puede causar: como he comentado desde abscesos hasta infecciones que pueden ser graves.

Olvídate de remedios naturales: ni aceite de oliva, ni quemarla con un mechero… Lo suyo es hacerse con unas pinzas para arrancar garrapatas.

arrancar garrapatas

Como ves estas pinzas están diseñadas exclusivamente para arrancar garrapatas, y son exclusivas porque las garrapatas se enganchan con su boca que está formada por dos especies de ganchos que hacen que su extracción normal sea muy dificultosa.

Con las pinzas, además de ser un método más higiénico porque nunca tocas la garrapata, te aseguras de que arrancas la garrapata sin dejar ninguna parte de ella en el interior de la piel del perro.

El uso de las pinzas para garrapatas es muy sencillo: engancha el parásito por la parte superior de la pinza, desde la base, es decir, desde donde está enganchada. Una vez enganchada la garrapata, da vueltas a la misma en dirección contraria a las agujas del reloj. Al segundo o tercer giro, la garrapata se suelta sola.

Ahora viene cuando es importante matarla. Son animales muy duros, por lo que matarlas se hace fundamental.

** REPORTE GRATUITO: Las 7 Claves Para Educar a un Cachorro con Éxito. Haz Click Aquí y Descarga AHORA

Mi recomendación es que intentes matar la garrapata fuera de tu casa y aplastarla con una piedra. Digo fuera de casa para evitar problemas de bacterias. Asegúrate de matarla antes de tirarla por el retrete. Hay gente que tira la garrapata viva al retrete y luego se sorprenden cuando la vuelven a ver.

No olvides desinfectar la herida con un poquito de alcohol y lavarte las manos con agua y jabón.

Para no llegar a tener que usar las pinzas, es imprescindible seguir con el calendario de desparasitación externa, sobre todo, en épocas de calor.

Durante el invierno las garrapatas hibernan pero, con la llegada de las buenas temperaturas se suben a las hierbas para poder soltarse sobre el huésped que pase cerca.

Es importante pues mantener el jardín en perfectas condiciones y no pasear el perro en zonas donde haya hierbas y/o arbustos, césped, etc.

Sandra Ferrer. Creadora del Programa de Educación Canino “Cómo Educar a un Cachorro”

¡Comparte!
  • 35
  •  
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    36
    Shares

1 Comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.