enseñar a un cachorroEnseñar a un cachorro a hacer sus necesidades es primordial a la hora de convivir. Desde el primer día que tu cachorro entre en tu hogar, no solo debes tener preparada su zona de comer, de dormir y de jugar, sino también, y la más importante: la zona de ir al baño. Es mucho más fácil de lo que se cree, simplemente hay que saber qué pasos dar a la hora de enseñar a nuestro cachorro a que haga sus deposiciones donde tú decidas.

Es fundamental que la zona esté alejada de donde come y duerme, porque los perros son animales muy sensibles a los olores, y detestan hacer sus deposiciones cerca de su alimento o cama. Por ello, adjudica una zona de baño con hojas de periódico bastante grande. El primer pipí que tu cachorro haga en casa, es fundamental que lo mojes con una hoja de periódico y lleves esa hoja a la zona de baño de tu cachorro.

** REPORTE GRATUITO: Las 7 Claves Para Educar a un Cachorro con Éxito.
Haz Click Aquí y Descarga AHORA

Esa zona de papel que será bastante grande, con el tiempo irás disminuyéndola, ya que tu cachorro irá aprendiendo que solo dentro de esa zona podrá realizar sus deposiciones.

Es importante que recuerdes una cosa: los cachorros cuando son pequeños, suelen comer tres veces al día, y a los 10-15 minutos ya tienen ganas de defecar. Sabiendo esto, atiende a las necesidades del cachorro y ayúdale a entender dónde debe dirigirse. No te olvides reprimirle cuando haga sus deposiciones fuera de su zona (las reprimendas siempre tienen que hacerse en el momento, nunca cuando ha pasado un tiempo porque el cachorro no sabrá porqué le están riñendo).

Del mismo modo, elógiale con caricias y buenas palabras y si quieres hasta con alimentos, premiándole por la conducta que ha tenido al hacer hacer pipí y caca en su zona de baño.

Ten paciencia y tu cachorro aprenderá rápidamente todos estos trucos.

Sandra Ferrer.
Creadora del Programa de Educación Canino “Cómo Educar a un Cachorro”