Tipos de Bulldog: inglés, francés y americano

El bulldog es una de las razas de perros más conocidas pero, aun así, muchas personas desconocen que existen diferentes tipos.

Cada no de estos tipos tienen sus diferencias y características: el Bulldog Inglés, Bulldog Francés y el Bulldog Americano. 

Breve historia del Bulldog

El Bulldog nació en Gran Bretaña y durante el siglo XVII era considerado un perro de peleas.

Más tarde, en el año 1835 prohibieron estas prácticas y se creó otra versión de la raza, mucho más dócil, el Bulldog inglés, el cual antes era llamado o conocido como “Bulldog Old English“. 

Esta raza, físicamente parece un perro rudo e incluso algunos pueden creer que sea un perro agresivo, pero es todo lo contrario.

Todos los bulldogs bien educados desde que son cachorros pueden ser excelentes compañeros de vida para muchas familias. 

Bulldog Inglés

Cuando se piensa en un bulldog, la primera imagen que muchos piensan en el Bulldog Inglés. Es un perro originario de Reino Unido.

bulldog inglés

El Bulldog Inglés es originario de las islas británicas y era usado para el deporte del cebo de toro.

Según se dice, un bulldog inglés persiguió a un toro por la ciudad de Stamford.

El conde de la ciudad disfrutó de la persecución y tomó la decisión de que eso se convertiría en un deporte en ese lugar. 

  • Características físicas:

Esta raza es de piernas cortas, cuerpo ancho y cabeza grande.

Pesan aproximadamente 25 Kg los machos, y 23 kg las hembras. Su cabeza es más grande, según la proporción de su cuerpo y miden entre 30 y 40 cm.

Los ojos de esta raza son grandes, redondos y de color negro. Su nariz también es negra. 

  • Temperamento:

En cuanto a su carácter y temperamento, el bulldog inglés es muy cariñoso, alegre, valiente y buen perro.

A simple vista puede parecer un perro agresivo, pero no es así.

El Bulldog inglés es un perro muy juguetón y les gusta mucho divertirse. Son una raza muy inteligente y se relacionan muy bien con niños. 

Son perros muy tranquilos, dulces, y muy confiables.

Normalmente se llevan bien con otros animales, pero cuando no conocen a un perro, pueden expresar un poco de agresividad manteniendo cierta distancia. 

  • Salud:

Aunque es un excelente perro, debido a su fisionomía, puede sufrir de algunas enfermedades, como el sobrepeso. También son propensos a las enfermedades cardiacas.

Otras posibles enfermedades que puede tener el bulldog inglés, son: displasia de codo, hipertermia, entre otras. Tienen un promedio de vida entre 8 y 10 años. 

Son perros que no toleran el calor y cuando hace mucho frío se refrían fácilmente. Son una raza que disfrutan jugar con una pelota, les gusta mucho correr y también saltar. Siempre con moderación. 

Esta raza puede fácilmente vivir en un piso, debido a que necesitan poco ejercicio. 

Cuidados básicos del Bulldog Inglés:

  • Necesitan una buena y balanceada alimentación.
  • Visitas periódicas al veterinario (vacunas y cuidado de salud en general)
  • Necesitan salir a caminar todos los días. Una buena actividad física hará que goce de buena salud. No obstante, no requieren tanto ejercicio. 
  • El pelaje debe cepillarse mínimo dos veces a la semana con cepillos adecuados. 
  • Al ser un perro que tiene arrugas en su piel, se deben limpiar con frecuencia. Por lo menos una vez a la semana o dos, si es posible. Esto se hace para prevenir cualquier tipo de infección. 
  • El baño completo se recomienda una vez al mes o cada tres semanas utilizando un champo ideal para perros que no lastime su piel o pelaje.  
  • Para evitar que muerdan objetos que no deben, es importante que tengan juguetes.

Bulldog francés

El bulldog francés es originario de Francia. Esta raza nace del cruce del Bulldog Inglés y Bull Terrier.

bulldog francés

El bulldog francés también llamado o conocido como “frenchie” es un perro ideal si se quiere adoptar a un perro pequeño. 

Muchos lo comparan con el Boston terrier. No obstante, se diferencian en que el cuerpo del bulldog francés es regordete y musculoso. 

  • Características físicas del bulldog francés:

El bulldog francés es de cara ancha y de orejas de murciélago que sus adoptantes consideran divertidas.

Quienes conocen un bulldog francés quedan enamorados de sus orejas, debido a que son alargadas y paradas hacia delante.

Es, sin duda, su característica física más importante de esta raza. 

Tiene el pelo corto, liso y adorables arrugas simétricas que lo caracterizan.

Su nariz es de color negro y chata. Son de patas cortas y su peso es entre 8 kg a 14 kg.

El físico del bulldog francés se parece mucho al inglés, pero este es más pequeño.

Su temperamento es muy alegre, son muy sociables e incluso algo escandalosos. Pero son muy cariñosos y fieles. Les encanta estar con su adoptante. 

  • Temperamento del bulldog francés: 

Es un perro muy amistoso, muy buen compañero y, si hay niños en casa, son muy protectores. Son buenos amigos de los humanos y de otras mascotas.

Sin duda son unos perros muy simpáticos y adorables. Son muy juguetones y muy buenos compañeros.

Es completamente un perro confiable, aunque a veces suele ser un poco testarudo, pero en realidad son sumamente inteligentes.

En ese sentido, es recomendable, si son cachorros, comenzar a entrenarlos entre las 8 y 16 semanas de vida.

Aprenden tan rápido que es importante empezar desde temprana edad. Se puede empezar con entrenamientos básicos como: sentarse, tumbarse, quieto, entre otros. 

Esta raza es muy protectora, pero más las hembras que son muy protectoras con bebés y la familia en general.

  • Salud del Bulldog francés:

Esta raza es propensa a sufrir sobrepeso, problemas en sus articulaciones y respiratorios.

Algunos perros de esta raza pueden también presentar alergias a algunos alimentos. Por eso es necesario que un médico le adapte una dieta especial. 

Además, esta raza es propensa a desarrollar malformaciones congénitas o algún tipo de cáncer.

Las enfermedades comunes, son: síndrome de Cushing, torsión gástrica, leptospirosis, entre otras. 

Nota: El bulldog francés, al dormir, hace algunos sonidos característicos, son unos ronquidos que caracterizan a la raza.

No obstante, si el adoptante observa que el sonido es claramente fuerte y parece que el perro no puede respirar con normalidad, es un problema que puede ocasionarle problemas de salud.

El veterinario será una pieza vital en este caso. 

  • Alimentación

En cuanto a su alimentación, esta raza necesita una buena alimentación.

Además, no solo que la alimentación sea de calidad y nutritiva, sino saber la cantidad exacta para evitar el sobrepeso muy habitual en el bulldog francés. 

Son perros propensos a sufrir gases por lo que es importante que hagan una correcta digestión luego de cada comida. 

Cuidados básicos del bulldog francés 

  • Les gusta estar en climas fríos, debido a que no toleran el clima caliente.
  • Tener siempre agua fresca.
  • El baño es recomendable una vez al mes.
  • Necesitan ejercitarse cada día. Lo recomendable es 50 o 55 minutos de ejercicio. No es una raza para caminatas fuertes ni para correr. 
  • Sus oídos necesitan limpiarse con frecuencia.
  • Las arrugas también deben limpiarse con cierta frecuencia para evitar la presencia de hongos, entre otros. 
  • Para que tengan un pelaje bonito y sano, se deben cepillar mínimo dos veces por semana. 
  • Deben comer porciones pequeñas, tres veces al día. Siempre con la aprobación de un veterinario. Recordemos que pueden sufrir torsión gástrica. La torsión gástrica es un síndrome que ocurre por la acumulación de gases, alimentos o líquidos dentro de su estómago.

Bulldog Americano

Esta raza es, en comparación a los otros dos bulldogs, es el más grande y se divide en dos clases, el Johnson y Scott. 

Bulldog americano
  • Características físicas:

El bulldog americano es de hocico cuadrado, fuerte, grueso y largo. Es un perro de una potente mordida. 

La nariz es ancha, larga y sus fosas nasales también son anchas. Son perros con una gran fortaleza física gracias a su tamaño compacto y musculatura.

No son perros delgados, pero tampoco hay un peso ideal. Todo depende de su talla.

Normalmente los machos miden entre 57 y 67 cm, y las hembras son más pequeñas, 53 a 65 cm. 

  • Temperamento

Esta raza no es peligrosa ni agresiva, pero son considerados perros posesivos porque son demasiado protectores con su adoptante y familia.

Por supuesto, por ese gran instinto protector que tienen, es importante educarlos y que tengan una buena socialización desde cachorros. 

Son perros perfectos para familias con niños, se adaptan muy rápido a su nueva familia.

Son también una raza juguetona y muy alegre. Son muy sociables, pero con extraños son un poco reservados.

Son muy inteligentes, obedientes y fieles a su familia. 

  • Salud

El bulldog americano es un perro que goza de buena salud. No obstante, por su peso y talla, pueden tener problemas óseos en su etapa de crecimiento.

 En cuanto a problemas hereditarios, tienen pocos o ningún problema.

También pueden presentar displacía de cadera y tumores. Por eso es importante la revisión frecuente con el veterinario para prevenir cualquier dolencia.

Esta raza puede llegar a vivir aproximadamente 15 años. 

Cuidados básicos del Bulldog Americano: 

  • Requiere de cepillado en su pelaje varias veces a la semana con un cepillo adecuado para su pelaje corto. 
  • Comen mucho debido a que son muy enérgicos. 
  • Necesitan hacer ejercicio todos los días. No es una raza apta para personas sedentarias. 

Nota: En general, el bulldog americano es un perro dulce, perfecto para los amantes de la aventura como el deporte o excursiones. Además, son muy leales. 

No hay que confundir estas razas tipo Bulldog, con el Bulldog Terrier, ésta última perteneciente al grupo de los terrier (grupo 3, sección 3).

Bulldog Terrier 

bulldog terrier
  • Características físicas: 

Es una raza de perro pequeño, con cabeza grande y no tiene arrugas. Sus ojos normalmente son grandes, marrones o negros. En cuanto a sus orejas, son levantadas. 

  • Temperamento: 

Son perros muy dóciles y se adaptan fácilmente a ambientes diferentes.

Pueden vivir felices en una casa enorme o en una pequeña, también se adaptan al campo o a la ciudad. Donde sea pueden vivir sin ningún problema. 

Son una raza cariñosa, muy amable y paciente. Siempre quieren agradar a su adoptante y a toda la familia.

  • Salud:

El Bulldog terrier es un perro sano, pero es propenso a ciertas enfermedades, así como problemas bronquio encefálicos.

También es una raza que requiere estar en temperaturas cálidas y frescas. No soportan el calor tan fuerte, ni tampoco el frío extremo. 

El Bulldog y los golpes de calor

El golpe de calor es una subida de calor del cuerpo, que puede ocasionar algunos riesgos en muchas mascotas.

Algunos efectos del golpe de calor pueden ser tratados, pero otros son irreversibles.

La temperatura corporal de los perros es de 38.5ºC, no obstante, cuando esa temperatura aumenta, pueden ocurrir los problemas. 

Todos los perros pueden sufrir de un golpe de calor, pero el Bulldog es una de las razas más propensas, sobre todo el Buldog Inglés. Normalmente se ven afectados las razas de nariz chata. 

El bulldog inglés elimina el exceso de calor de su cuerpo con el jadeo y eso no es tan eficaz como el sudor.

Es importante saber que los perros en general no traspiran, sino que eliminan el calor a través de las almohadillas de sus patas, jadeo y zonas de su cuerpo con poco pelaje, así como su vientre.

Por lo que esta raza está un poco limitada en ese sentido, debido a que no cuentan con esa facilidad para perder calor. 

De hecho, son razas que tienden a sufrir braquicefalia.

Síntomas del golpe de calor

Los adoptantes deben reconocer cuáles son los síntomas de un golpe de calor para proteger a su perro y poder actuar rápidamente.

  • Posible presencia de vómitos.
  • Dificultad para moverse.
  • Se muestran tambaleantes y se tiran al piso.
  • Temblores.
  • Respiración acelerada.
  • Lengua y encías azuladas.
  • Posible presencia de manchas de sangre en su piel.

¿Cómo actuar ante un golpe de calor de un bulldog?

Siempre es responsable que el adoptante acuda al veterinario, pero es posible reaccionar rápidamente una vez que el golpe de calor se manifiesta. 

  • Lo primero es bajar la temperatura del perro.
  • Ubicar un lugar fresco, sin sol, para que el perro se vaya sintiendo mejor. 
  • Mojarlo con agua fresca en algunas partes de su cuerpo: axilas, nuca, cuello. 
  • Procurar que beba agua fresca, poco a poco. 

Nota: Una vez que el perro se normaliza, es importante llevarlo al veterinario para que pueda revisarlo bien y garantizar su estabilidad. 

Como ves, son razas delicadas de salud, debido a su problema de braquicefalia,por lo que si tienes un bulldog o estás planteando adoptar uno, ten en cuenta tener especial cuidado.

Sandra Ferrer. Creadora del Programa de Educación Canino “Cómo Educar a un Cachorro”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.